El RENATRE informa que se extendió el plazo de actualización de datos registrales para empleadores hasta el 30 de noviembre

Ver mas...

Agasajo para periodistas en la Cámara de Senadores

Ver mas...

La subsecretaria de Medios saluda a todos los/as periodistas

Ver mas...



Una manera diferente de estar informado

lunes 10 de diciembre del 2018



Deportes

  2018-01-28 16:04:18

Federer, campeón en Australia, alimenta su propia leyenda.


Federer, campeón en Australia, alimenta su propia leyenda.

Con incertidumbre hasta el final, se llevó el primer Gran Slam del año.


La final del Abierto de Australia 2018 entre Roger Federer y Marin Cilic no se recordará por el nivel de juego sino por la incertidumbre y la emoción del final. Cuando parecía que el suizo tenía todo controlado desde el minuto uno, el croata se encargó de regresar al partido una y otra vez en momentos impensados para generar el desconcierto pero finalmente el suizo logró lo que fue a buscar, la defensa del título y su 20° Grand Slam, al imponerse por 6-2, 6-7(5),6-3, 3-6 y 6-1 en tres horas y tres minutos de juego.

Federer comenzó arriba sin problemas con la conquista del primer set por 6-2 en tan solo 24 minutos ante un Cilic que se mostraba incluso inferior a un principiante. Entonces parecía que Su Majestad no precisaría demasiado para la conquista de su 20° título de Grand Slam que, además, sería el 6° en Australia y así igualaría a Roy Emerson y a Novak Djokovic como el más ganador en Melbourne Park.

Pero el croata decidió que podría hacer algo más y elevó su nivel, algo que además coincidió con un sopresivo bajón de Federer para llevarse la segunda manga por 7-6 luego de un tie break de 7-5.

"Es un ganador, no es alguien que llega hasta aquí por llegar. A veces te encuentras gente que da la impresión de estar contenta por haber llegado a donde está, pero él viene para más que eso", había señalado Federer con respecto a Cilic antes de la final y aquellas palabras tomaron fuerza cuando este se aferró al partido.

El suizo entonces apeló a su talento y con notables ajustes en su primer saque y en lo tiros ganadores, ganó el tercero por 6-3. Para el cuarto Cilic parecía entregado y Federer contaba además con el apoyo del público. Por si fuera poco logró un quiebre y estaba todo dado para la celebración pero el N°6 del mundo no quiso que la fiesta durase tan poco. Se recuperó increíblemente y se llevó el cuarto por 6-3.

"Me siento muy bien físicamente, aunque varios de mis partidos han superado las tres horas. Mi nivel de tenis ha sido muy bueno durante el torneo, he jugado mejor que el año pasado, soy más agresivo", había anticipado Cilic antes de la final.

Fue entonces que el croata (que desde mañana será N°3 del mundo) obligó a Federer a quedarse en cancha y disputar el quinto set pero allí ya no hubo misterio. Federer fue el que todos esperaron desde el inicio y dejó sin oportunidades a Cilic para llevarse la última manga por 6-1 y sumar la edición 2018 a su colección de títulos del  Abierto de Australia (2004, 2006, 2007, 2010 y 2017).

"Estoy muy feliz, esto es increíble. Ha sido un día largo, he pensado en este partido todo el día porque ganar este torneo es un sueño hecho realidad. Gracias Marin, has hecho un gran torneo, felicidades, has conseguido muchas cosas, sigue haciendo lo que estás haciendo y vas a lograr más", expresó Federer,con el trofeo de campeón en sus manos y, pese a que fue su 20° título de Grand Slam, notablemente emocionado



Fuente: El Esquiu.com

Compartir por WhatsApp

Comentarios  (0)



Nombre: 

   

E-Mail: 

   

Comentario: 

   
 
Desarrollado por: © Sicasoft