sábado 08 de agosto de 2020 - Edición Nº612

Policiales | 28 jul 2020

APREMIOS ILEGALES EN LA POLICIA DE TINOGASTA

"Pensé que me moria"


Un joven denunció penalmente por apremios ilegales a policías de la ciudad de Tinogasta que lo habrían aprehendido el pasado viernes para luego propinarle una fuerte golpiza y presuntamente, someterlo a fuertes torturas. El denunciante apuntó específicamente a dos efectivos policiales. El abogado Julián Quintar, explicó que “mi defendido, Luciano Alejandro Cruz, de 19 años, fue detenido el viernes pasado a la mañana, porque había comprado el jueves un teléfono. Cuando lo abordó la Policía el viernes a la mañana, él entregó inmediatamente el aparato y aunque dijo que no tuvo intervención en el robo, que él sólo lo compró, en el acto lo golpearon allí. Hay dos policías que son históricos golpeadores, los dos de apellido Carrizo y esto lo saben los funcionarios”, acusó el letrado en el programa “Estilo K en Radio” de Catamarca FM 95.5. “Agarraron a este muchacho, lo golpearon y le desfiguraron la cara. Al verlo yo el sábado, frente a los mismos policías, me dijo ‘me han golpeado tanto que yo pensaba que me moría. Me golpearon en la cara, en el estómago, en el abdomen, en todo el cuerpo. Me hicieron arrodillar y no podía hacer nada porque estaba esposado. Después me agarraron la cabeza y me la metieron en un tacho con agua y pensaba que me moría. No me querían soltar. No me secaron bien y me tiraron en un calabozo sucio’”, contó Quintar. En la continuidad del relato, el abogado indicó que “le colocaron una bolsa de nylon en la cabeza, lo que se denomina vulgarmente ‘submarino seco’”. A su vez, detalló que estos efectivos policiales practicaron la simulación de un empalamiento con el joven. De acuerdo al relato del letrado, los policías le aseguraron que le iban a introducir un palo en el ano y lo colocaron de espaldas, indefenso, para que piense que esa vejación ocurriría. “Esto es gravísimo, por más que haya sido un simulacro. Es como si le gatillaran a alguien una pistola en la cabeza. Él pensaba que lo iban a empalar y matar. Todos esos tormentos que ha recibido este muchacho son gravísimos, estos policías van a matar a alguien y lo van a hacer pasar como que se colgó”. Finalmente, el letrado dijo que “estos apremios ilegales se están cometiendo en Tinogasta. Se tiene que mandar una intervención”, consideró el abogado que ejerce la defensa del joven acusado del robo del celular, quien agregó que ya fue efectuada la denuncia penal correspondiente.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias